fbpx

Sobre la panza, movimiento clave

Es uno de los avances más importantes en los bebés, durante los primeros 12 meses de vida para desarrollar habilidades motoras.

Por: Ida Núñez

Para que duerma seguro la postura es boca arriba y si quieres que comience a movilizarse, la clave es que logre mantenerse sobre su abdomen e incluso realice algunas actividades, el proceso comenzará desde el mes uno. Unos minutos en la posición lograrán progresos.

Comienzo temprano

Durante el primer mes colócalo sobre tu abdomen, con lo cual promoverás el necesario contacto piel a piel. Recuerda que al escuchar el latido de tu corazón se sentirá tranquilo en el nuevo mundo que le rodea. Lentamente sus piernas se enderezaran.

Descubre una nueva posición

Mientras transcurre el segundo mes dejará su habitual posición fetal, sus brazos se alejarán del cuerpo, así que al colocarlo boca abajo será capaz de empujar los hombros y el pecho suavemente. Si es muy audaz, se ubicará sobre sus antebrazos.

Sostiene la cabeza

En el tercer mes será capaz de elevar la cabeza en un ángulo de entre 45 y 90 grados, un gran avance. Podrá sostener su peso en sus codos mientras eleva los hombros y la cabecita. Lo que significa que ha fortalecido el pecho y los hombros.

Más arriba

Mostrará que es más fuerte durante el cuarto mes, por lo que puede permanecer más tiempo en esa posición mientras alarga el cuello a un ángulo de 90 grados. También es hábil para levantar brazos y piernas de la superficie, como un experto nadador. Intenta jugar con él mientras jalas sus brazos, por un lapso de 20 minutos. Servirá para tonificar su cuerpo.

Tras un móvil

Lentamente y de forma segura, tratará de tomar objetos que estén frente a él durante el quinto mes. Así que estimúlalo para que tome juguetes. Notarás que también estira sus piernas. Ubícate frente a él, mientras dejas una pista de objetos brillantes para llamar su atención.

Fuerza

A los seis meses, sin lugar a dudas estarás frente a un fortachón que no sólo logra erguir su cabeza y tomar juguetes, también comienza a desplazarse boca abajo. Como un pequeño gimnasta logrará realizar un semicírculo con sus brazos.

Acróbata a la vista

Ya logra una estabilidad entre la cabeza, hombros y cadera, a los siete meses, así que es probable realice giros para tomar objetos detrás o un lado de él. Un día te sorprenderá cuando cargue su peso sobre sus rodillas, por un lapso de tiempo e iniciará el gateo.

En movimiento

No requiere pasar mucho tiempo sobre su abdomen para arrodillarse y gatear. Si adopta por largos períodos la postura y es muy hábil conseguirá pararse lentamente sobre piernas y manos, a los ocho meses.

A sentarse

Aunque no lo creas está posición es más difícil que pararse, así que deberás aplaudirle cuando pase de gatear a sentarse para agarrar un objeto. Es una señal de que tiene un mayor control muscular a los nueve meses.

De pie

Cuando cumpla los 10 meses probablemente estará a unos pasos de levantarse, lo intentará mientras se arrodilla. Te hará reír pues practicará prueba y error, pero es seguro que en unos días logre pararse tambaleantemente.

En equilibrio

No requerirá de las manos para levantarse, a los 11 meses sus piernas son suficientemente fuertes, así que puede soportar su peso mientras se eleva. Tal vez haya algunos sentones pero distráelo para que no se asuste.

A caminar

Lentamente logrará la estabilidad al estar de pie, para conseguir empezar a dar sus primeros pasos. Te aseguramos que no sólo celebrarán su cumpleaños, sino que también corre lentamente por la casa en busca de su independencia.

Todos estos procesos los logra por el entrenamiento boca abajo, así que inclúyelo en su vida diaria desde que nazca.

 

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *