fbpx

¿Cómo aliviar los síntomas del resfriado?

Emplear algunas tácticas logrará disminuir las molestias que sufre tu pequeño.

Por: Clara García

La gripa es una de las mayores causas de ausencia escolar, ataca fácilmente a los infantes que acuden a la guardería o kínder. Regularmente, en temporadas frías como otoño e invierno se presenta con mayor frecuencia, pero no es el clima el responsable; al pasar tiempo prolongado concentrados, dentro de sitios cerrados y en contacto, se incrementan las posibilidades de contagiarse por alguno de los más de 200 virus que la producen; debido a ello los niños menores de cinco años, tienen mayores posibilidades de sufrir este malestar.

Además, los chiquitines aún están desarrollando sus defensas frente a la gran variedad de virus; sin embargo, conforme son infectados por cada uno de ellos, se volverán inmunes y disminuirán los resfriados, a medida que crecen de acuerdo con la Sociedad Canadiense de Pediatría.

Fuentes de transmisión

Hay tres formas de contagio:

- Contacto directo: al besar, tocar, entrar en contacto con las manos con otras manos, pues los enfermos tendrán el virus en sus manos, nariz, boca e incluso ojos.

- Contacto indirecto: sujetar libros, agarrar juguetes o áreas infectadas y hasta pañuelos usados. Los virus de la gripa suelen subsistir hasta tres horas sobre superficies de acero inoxidable, plástico y telas, de acuerdo con Mayo Clinic.

- Ambiental: es decir se propagan por el aire cuando un enfermo tose o estornuda. ¿Sabías que los virus pueden viajar tras un estornudo, a una velocidad de 160 km/h y dispersar hasta 100 mil gérmenes? Lo descubrió un grupo de científicos de la Universidad de Bristol en Inglaterra, que estudiaban las formas de contagio.

Para que se produzca la infección, los virus deben llegar a la nariz, penetrar en las células de la mucosa y los preescolares son los más afectados. El período de incubación tendrá una duración de 24 a 72 horas y los síntomas pueden permanecer más de una semana.

La clave es la prevención

Tomar medidas precautorias es la mejor defensa, sigue estos consejos para alejar lo más posible a tu nene de los resfriados:

- Lávate las manos con frecuencia, especialmente al preparar sus alimentos o alimentarlo.

- No olvides lavarte las manos si estuviste en contacto con alguien enfermo, antes de cargar o tocar a tu hijo.

- Pídele lo mismo a las personas que entren en contacto con el niño.

- Limpia con frecuencia el chupón, si lo usa.

- Aléjalo de personas infectadas; es decir, no vayas a casas donde haya enfermos.

- Lleva en tu bolsa toallitas desinfectantes, para limpiar superficies en restaurantes o sillas donde sientes a tu nene.

- Prohíbe la visita de amigos o familiares con gripa a tu casa.

- Integra en su dieta alimentos ricos en vitamina C, que le ayudarán a combatir enfermedades virales y bacterianas. Encuéntrala en naranjas, fresas, frambuesas, arándanos, guayaba, brócoli y papaya.

- Evita compartir sus utensilios de comida o que toque las de otras personas.

- Desinfecta los juguetes, agrega vinagre de manzana orgánico a la jabonadura y al agua de enjuague, quedarán desinfectados.

- Olvídate de besarlo si estás enferma.

- Limpia constantemente superficies, lava los trapos e introdúcelos en un recipiente por dos minutos al microondas, para exterminar cualquier virus.

- Enséñale que debe cubrir nariz y boca, cuando estornuda o tose con un pañuelo desechable y a tirarlo inmediatamente. La misma regla aplica para todos en casa.

- Asegúrate que cada miembro de la familia, tenga su propia toalla para la ducha y que no la comparta.

- Después de tener un enfermo en casa, desinfecta las superficies de cocinas, mesas, sillas e incluso picaportes de puertas.

- Incluye probióticos en su dieta, que le ayudarán a equilibrar la microbiota intestinal, con lo cual se eleva el sistema inmunológico. Los alimentos fermentados como el kéfir y yogur, poseen probióticos y son aptos para infantes desde los nueve meses, de acuerdo con los expertos.

- Impide que se chupe las manos o muerda las uñas.

Una solución eficiente

En caso de resfriado, muy común en esta época no es posible exterminarlo. La única solución es brindar tratamiento para que los síntomas como estornudos, dolor de cabeza, tos, moqueo nasal y estornudos disminuyan. Los medicamentos de venta libre son una alternativa, pero sólo son aptos para niños mayores de dos años. Un aliado efectivo en estos casos, puede ser Sensibit RIN Solución pediátrica para niños de 2 a 5 años de edad, que descongestiona y genera alivio. Es indispensable consultar con tu pediatra, antes de administrarlo para que sugiera la dosis adecuada a tu hijo.

 

You may also like...

1 Response

  1. Claudia dice:

    Buenísimo el aporte. Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *