fbpx

Arriba las leguminosas

Sorprende a tu chiquitín con su sabor, podrá comerlas solas o mezcladas con otros alimentos para brindarle nutrimentos y variedad a su dieta.

¿Sabías qué son ricas en fibras? Lo cual ayuda a agilizar su sistema digestivo, pero también se incluyen en un régimen alimenticio como fuente de proteínas. Impiden que los pequeños sufran de problemas de obesidad. Conoce más de sus virtudes.

Por: Ida Núñez

Lentejas

Nutrientes: fuente de hierro, que le ayudará en el desarrollo de su cerebro. También contienen zinc que fortalece el sistema inmunológico.

Inclúyelas: cuando tenga entre ocho y 10 meses, su sistema digestivo estará en aptitud de digerirlas.
Combinación: prueba a mezclarlas con zanahorias picadas.

Garbanzos

Nutrientes: el fósforo que poseen ayuda al óptimo funcionamiento del sistema nervioso por lo que reduce la irritabilidad o falta de sueño. Sus vitaminas mejoran el tono muscular, refuerzan dientes y huesos porque son ricos en magnesio.

Inclúyelas: entre los ocho y 10 meses, pues si se las das a los 6 meses puede sufrir de flatulencias.
Combinación: prepara un puré con papas, garbanzos y un poco de jitomate.

Frijoles

Nutrientes: poseen vitamina C, por lo que fortalece el sistema inmunológico. Son una fuente de folatos, que se transforman en ácido fólico y contribuye a la formación de células sanguíneas y glóbulos rojos que previenen la anemia.

Inclúyelos: al cumplir los ocho o 10 meses.
Combinación: con una tortilla y un poco de ellos recibirá una dotación de fibra inigualable.

Chícharos

Nutrientes: el fósforo fortalece huesos y dientes. Mejoran su estado de ánimo por su aporte de vitamina B1.

Inclúyelos: desde los seis meses, pues son más ligeros que el resto de las leguminosas.
Combinación: una papilla de chícharos y espinacas le fascinarán.

Alubias

Nutrientes: contienen hidratos de carbono, que no sólo le brindan energía, también mantienen estables los niveles de glucosa. Por su alto contenido en fibra provocan que el tránsito intestinal se active con lo que se previene el estreñimiento.

Inclúyelos: de 10 a 12 meses.

Combinación: con arroz hacen una mancuerna excelente.

 

Cómo introducirlas

- Recuerda, la primera vez que le ofrezcas un nuevo alimento al bebé no debe estar hambriento o cansado. Será más fácil que lo acepte si está energizado.

- La primera vez con dos cucharaditas será suficiente.

- De los 12 a 36 meses con 1/3 de taza de leguminosas será suficiente.

- Entre los tres y cinco años puedes subir la porción a media taza.

- Inclúyelas en su dieta de dos a tres veces por semana.

- Antes de cocerlas ponlos a remojar por un par de horas, enjuaga y estarán listas para la cocción.

 

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *